lunes, 14 de enero de 2008

El credo de los asesinos (I)


Empezamos los análisis con un juego que ha levantado polémica, Assassin Creed (AC). Principalmente porque el “Hype” tan desmesurado que ha generado, los videos, las entrevistas y la visita de la “productora” Raymond a España que desató una serie de comentarios acerca del juego (y de ella) bastante positivos.

Ac no es una aventura gráfica, ni un RPG, ni lo quiere, ni lo pretende, aunque la libertad de juego ha provocado que mucha gente se lo haya tomado de esa manera. Es un juego de acción con misiones, donde la gran novedad es la libertad de acción, y el excelente trabajo que se ha realizado a la hora de controlar a Altair, el prota. Ahora tenemos objetivos que cumplir en un vasto escenario y podemos tomar diferentes decisiones, lo mato ahora o luego, lo hago por aquí o por allí, recojo más información o menos información… el problema, y el gran trabajo desarrollado por Ubisoft, es la forma que nos han ofrecido para jugar, muchos esperaban un GTA medieval, y han tenido una sesión de tortas y mamporros repetitivas.

No hay NPC aleatorios que nos pidan misiones, salvo las que se encuentran por las ciudades, que son una y otra vez matar a soldados que atacan sin sentido a ciudadanos. Pero nunca verás a alguien que se interesa por ti para que entres en una casa a robar, o que asesines a un enemigo de otro NPC por dinero, o te embarques es una misión secundaria para recoge un tesoro a las afueras de Acre…Repito, no es Oblivion, ni tampoco un prince of Persia.

Al grano, el juego se ve genial, los gráficos son “brutales”, las sombras inmejorables. El sonido, el doblaje y la música están en niveles altísimos, y el resto del conjunto técnicamente, es espectacular. El control está muy pensado, es muy fácil moverse, atacar, defenderse, montar o trepar y el juego tiene unas primeras 10horas de infarto. El guión y la historia es interesante, y dan un par de sorpresas durante la partida, algo que es de agradecer.

Lo que ya me ha gustado menos es que el juego se repite, las 9 misiones principales son prácticamente iguales, las acciones son las mismas, las respuestas de los NPC son clavadas, el personaje al moverse se “engancha” por media ciudad si no se tiene cuidado, los combates, aunque se puedan abordar de muchas maneras se resumen en un nombre “contrataque”, con el que matas a 25 soldados seguidos sin despeinarte, el sistema de grabado es confuso y el juego te obliga a comerte con patatas los diálogos y parrafadas de la trama principal.

Aunque he jugado alrededor de 20horas, y me lo he terminado sin problemas (¿demasiado fácil?), lo he hecho con ganas, pero tengo que decir que en algunos puntos me resultaba soporífero y aburrido. Eso si, tiene momentos muy brutos e intensos, al huir o al perseguir a una víctima no tiene precio. Además, te sientes un verdadero asesino, con poder y fuerza, realmente es complicado que te maten, y hay varias decisiones en todo momento. Otro punto que me ha encantado es que las ciudades están trabajadas, Jerusalén es clavada, al menos en los planos, a lo que he mirado por Internet.

En definitiva, es un buen juego de acción, que ha dado un paso de gigante en cuanto al control, ambientación y jugabilidad, que se ve trabajado y mimado pero que su propio concepto de juego “GTA” invita a algo que luego no tiene. Gracias a la gran acogida que ha tenido el juego es muy posible que acaben sacando una segunda parte (se hablaba de una trilogía), si resuelven los problemas de “repetición” y zonas muertas del juego, podemos estar ante uno de los grandes, pero AC no lo es por el momento.

En una segunda parte de la crítica entraré analizar con detalle lo mejor y lo peor.

1 comentario:

MeMolo dijo...

Esperando a la segunda parte de la critica para hacer comentarios constructivos sobre el diseño ... y esperando a que saquen la version PC para poder probarlo ^^

Un saludo